All Noticias Noticias de Portada Programas y Actividades Recortes de Prensa Noticias Santoral del día Noticias médicas Legislación Noticias Medicas (DESACTIVADA) Refranes y dichos Santoral del día Articulos Sobre Educación Publicaciones Carrera popular ASEM Sin categoría Articulos Coronavirus Recetas Refranes y dichos Recortes de Prensa Trucos Transparencia Cuentas anuales Curiosidades y pasatiempos ELA Articulos de la oficina Online Ictus (AVC) Videos Carrera popular ASEM Articulos seccion ICTUS Memorias de actividades Síndrome de Behçet Transparencia ¿Quiénes somos? Avisos Legales y Protección de Datos Planes DONATIVOS BODAS Respuestas Esclerosis Múltiple Atención psicológica Proyectos Futuros Commercial Legislación Otras Patologías Ataxia Espinocerebelosa Crucigramas Debes saber que... ¿Qué es la Esclerosis Múltiple? Charcot Marie-Tooth Mensajes de Error Art Green-Wave Otras Patologías Logopedia Donativos Localización Respuestas de cocina Únete a nosotros Respuestas de Neurologia Accidentes cerebro vasculares Strumpell-Lorrain Nuestras actividades en internet Síntomas más comunes Diagnóstico Tratamientos Guillén Barre Siringomelia Sindrome de West Sindrome de Marfan Distrofias Musculares Donativos Tech Proyectos Futuros Localización Únete a nosotros Cocina con... Curiosidades y Pasatiempos Educación seccion Respuestas de Oficina Online Esclerosis Múltiple ICTUS (AVC) Ataxia Espinocerebelosa Síndrome de Behçet Distrofias Musculares Charcot Marie-Tooth Strumpell-Lorrain ELA Santoral del día Refranes y dichos Trucos ¿Qué es la Esclerosis Múltiple? Guillén Barre Siringomelia Sindrome de West Sindrome de Marfan Nota Legal Videos (más)
ICTUS
Un 14% de los ictus durante el sueño
19 mayo, 2011
0
Print Friendly, PDF & Email

SEGÚN UN ESTUDIO

Un 14% de los ictus se producen durante el sueño

   Alrededor del 14 por ciento de todos los ictus se producen durante las horas de sueño, lo que impide que se pueda proporcionar a los afectados el tratamiento adecuado, según un estudio de la Universidad de Cincinnati en Estados Unidos que se publica en la revista ‘Neurology’.
 

   Según explica Jason Mackey, responsable del estudio, “dado que el único tratamiento para el ictus isquémico debe proporcionarse en una pocas horas tras el inicio de los primeros síntomas, las personas que se despiertan con síntomas a menudo no pueden recibir el tratamiento dado que no pueden determinar cuándo comenzaron los síntomas”.

   Mackey señala que en la actualidad se realizan estudios de imagen para ayudar a desarrollar mejores métodos de identificación de los pacientes que se beneficiarán más de un tratamiento, incluso si los síntomas comenzaron durante la noche.

   El estudio examinó todos los casos de ictus isquémico en personas de 18 años o más en los departamentos de urgencias de los hospitales en la región de Cincinnati Superior/Kentucky Norte a lo largo de un año. La mayoría de ictus son isquémicos y están causados por un bloqueo del flujo sanguíneo en el cerebro.

   De los 1.854 ictus isquémicos del estudio, el 14 por ciento (273), fueron ‘ictus de despertar’, en el que la persona despertaba con los síntomas de ictus. Los investigadores extrapolaron ese número a la población general estadounidenses y estiman que sólo en los Estados Unidos aproximadamente unas 58.000 personas van a las urgencias cada año con un ictus de despertar.

   Los investigadores compararon a aquellos con ictus de despertar con quienes estaban despiertos cuando comenzaron los síntomas de ictus. No existían diferencias entre los dos grupos en términos de sexo, estado marital o vida en pareja, y sus factores de riesgo de ictus como hipertensión, diabetes, tabaquismo o colesterol alto.

   Existían menos diferencias estadísticas en edad y gravedad del ictus. Las personas con ictus de despertar tenían una media de 72 años, en comparación con los 70 de las personas con ictus que se producían durante la vigilia. Las puntuaciones de 1 a 4 en una clasificación de severidad del ictus indicaban ictus suaves.

   Los investigadores también analizaron si aquellos con ictus de despertar podrían tomar el fármaco promotor de coagulación activador del tejido del plasminógeno, (t-PA, según sus siglas en inglés), si el momento del ictus se conocía. De los 273 ictus de despertar, al menos 98 podían ser elegidos para el tratamiento.

   “Este es un grupo de pacientes que podría ser un foco para futuros estudios. Es probable que algunos de estos ictus se produjeran inmediatamente antes del despertar y las personas se beneficiarían del tratamiento”, explica Mackey.

Fuente: europapress.es